Este instrumento legal enumera las reglas y los requisitos mínimos establecidos al objeto de  evaluar la concesión de patrocinio letrado a la víctima de un delito que desee asumir en un proceso penal el carácter de parte querellante. Asimismo, regula el procedimiento a seguir en estos casos.